Somos lo que comen los animales…