Category: Ganadería

Carta de los ganaderos de ovino y caprino de la Sierra Norte de Madrid

Att. Ilmo. Sr. Jaime González Taboada
Consejero Medio Ambiente, Administración Local
y Ordenación del Territorio de la Comunidad de Madrid
C/ Gran Vía, 3, 6ªplanta
28013 Madrid

En Buitrago del Lozoya, a 1 de agosto de 2016.

Estimado Consejero Señor Taboada,
Los abajo firmantes, ganaderos todos de ovino y caprino en zona con presencia constatada de lobos, así como ganaderos afines y organizaciones sensibles a esta problemática, le escribimos la presente carta desde la posición de indefensión que la política ambiental en España y más concretamente en la Comunidad de Madrid nos deja ante la presencia de este depredador.
Como especie protegida que es, entendemos que no puede haber un control cinegético de la especie, pero también esperamos dicha comprensión desde la Administración que usted encabeza.

[cml_media_alt id='1453']wolf-931227_960_720[/cml_media_alt]La vuelta a este territorio del lobo nos ha hecho tener que cambiar de hábitos y manejos a ritmos acelerados y con costes familiares (más tiempo de dedicación al ganado implica menos tiempo con nuestras familias), económicos (adquisición, manutención y seguros de perros de trabajo, así como de otros materiales ganaderos adaptados) y emocionales (nos obliga a vivir con miedo de qué nos encontraremos mañana o a la vuelta de la parada para comer), que entendemos sólo nosotros podemos conocer y sentir. Sin embargo, siendo esta nuestra realidad y ya que este depredador con el que convivimos a diario es patrimonio de todos los ciudadanos, entendemos que al menos hay ciertos matices administrativos que deben ayudar a paliar esta situación en la medida de lo posible.

Pasamos ahora a reclamar lo que usted tanto ha publicado en los medios de comunicación, así como alguna sugerencia que entendemos es necesaria si queremos que la presencia del lobo sea compatible con la vida ligada al campo, su aprovechamiento y cuidado en nuestros pueblos.

[cml_media_alt id='1454']pastor-1201007_960_720[/cml_media_alt]Empezamos reclamando una legislación comprometida a la hora de la gestión del territorio, donde los que vivimos de él no seamos invisibles y en la que turismo y caza, actividades lúdicas todas ellas y que deterioran el medio ambiente con la presente legislación no tengan más derecho que los que manejamos el territorio con nuestro día a día de desbroce, mantenimiento de caminos, retirada de árboles caídos, trasmochos, mantenimiento de pastos de diente y siega y un largo etc. Reclamamos, junto con todos los compañeros ganaderos de vacuno y equino, ser los que tengamos un uso prioritario en la custodia de nuestros territorios.

Reclamamos que ya que ahora tenemos que estar con nuestros animales en el monte, se facilite la instalación o rehabilitación de refugios no sólo para los animales, sino para los ganaderos que les acompañamos y a ser posible con unos mínimos de dignidad.

[cml_media_alt id='1457']Perro pastor (Foto: Wikipedia).[/cml_media_alt]

Perro pastor (Foto: Wikipedia).

Exigimos una legislación específica para nuestros perros de trabajo, que nos proteja ante incidentes con turistas con los que compartimos el territorio. Entendemos que esta legislación debe cubrir que vayan sueltos, con carlancas y sin bozales por todos nuestros municipios salvando el casco urbano. A este respecto, entendemos que los costes de manutención, seguros y carlancas, deben de ser apoyados por su administración ya que para poder proteger a nuestros animales hace falta una gran inversión en estos perros y dado que el sector mantiene precios desde hace cincuenta años la incorporación en nuestro día a día de estos aliados, dispara los costes de producción en las zonas con presencia de lobo, dejando a nuestras familias en posiciones de desigualdad ante otras explotaciones y entendemos que nuestra labor de manejo del monte compensa ampliamente a los costes que le puede suponer a su administración si nos vemos abocados a abandonar nuestro trabajo (cuadrillas de retenes, bomberos, incendios y reforestaciones).

Reclamamos que ya que el lobo, así como otros animales de la fauna silvestre tienen también hábitos carroñeros, al igual que permiten a los cazadores con animales sin el control sanitario que nos exigen a nosotros, podamos dejar los cadáveres de aquellos animales que se nos mueran en el campo, ayudando a paliar de esta forma la necesidad de atacar a los animales vivos. Y si a nosotros no nos lo permiten, exigimos que se obligue a la retirada de nuestros montes de los cadáveres producidos por su gestión cinegética, ya que entendemos que ahí hay mayor riesgo sanitario que en nuestra reclamación. En este sentido les solicitamos que haya un control en las cabezas de cabras montesas, que sin contar con nuestra opinión, han introducido en nuestros montes obligándonos no sólo a competir por los pastos de verano, sino poniendo en riesgo la sanidad de nuestros animales. Añadimos en este sentid la fragilidad de los pastos alpinos de estas sierras y que por tanto entre todos debemos cuidar de su no sobreexplotación.

Exigimos que se legisle no sólo sobre los daños producidos por los ataques del lobo, sino que se valore económicamente heridas, abortos y estrés que reduce la productividad de nuestras explotaciones. Entendemos que el legislar únicamente sobre los animales muertos no cubre las exigencias económicas que para nosotros supone el convivir con este depredador. Además la percepción de los daños, debe ser con mayor agilidad.

Por último y dado que ahora gracias a la gestión de nuestros territorios ha supuesto una mayor carga ganadera en estos montes, le solicitamos que al igual que en los años cincuenta se expropio la propiedad de los montes ahora, a los que vivimos de ellos y los necesitamos, nos libere de los pagos de pastos propiedad de la Comunidad de Madrid. Entendemos que si no se ha contado con nosotros para intensificar esta carga ganadera, al menos se intente solucionar el problema que nos han generado estas políticas.

Atentamente le saludamos y exigimos cumpla con sus compromisos y así lo haremos saber al resto de la sociedad con la publicación de esta carta allá donde se nos quiera oír.

Read More

Antibioticos, cría de bestiar y cambeo climatico

Articlo publicau orichinalment o 18 de chulio de 2016 en o Blog de Red Remedia.

L’atro día leyé un articlo que fació que a mía ment se teletransportase t’un cado perdiu en as montanyas que me descubrió Luis. Luis ye, probablement, o zaguer pastor autentico que queda en os Pireneus. Camina d’aquí ent’allá, fendo una golladeta a las suyas crabas, a las suyas vacas, a las suyas yeguas, a las suyas ovellas… Y como que as ovellas no entienden de buegas, tamién s’encarga de controlar de cabo pa quan bell que atro rabanyo que s’escapa d’o pastor y d’os chendarmes. Mesmo quan desfallece bell montanyero, por astí amaneixe ell, pa fer-les mascar yerba de pedreguera y reponer-se d’a hipoglucemia.

Y no’n ye solo que por ixo, sino porque amas ye d’os pocos pastors que continan recurrindo a la conoixencia tradicional, a os sabers que l’amostró o suyo yayo, basaus en l’uso de plantas, p’aprevenir as malotías d’o suyo bestiar, curar-les as feridas y as infeccions, facilitar que s’amarezcan…

Manimenos, Luis ye un bicho raro en periglo d’extinción. Ya no i quedan quasi pastors, y os pocos que en quedan, fa tiempo que cambioron l’olio de chinebro por a enrofloxacina. “Ye que tenemos 2000 ovellas en a finca, y 1000 son parindo. No nos la podemos chugar” me diz Miguel, un extremenyo enamorau d’as suyas ovellas y as suyas someras que tamién ye un bicho raro, porque os chovens que deciden estar ganaders tamién son, a día de hue, sers dignos d’estudeo.

Y claro, en realidat, o problema no ye que i haiga pocos pastors, sino que o problema ye que agora pa salir entabant has de tener 2000 ovellas y fer mil papels; cal dar a os animals un determinau pienso, porque sino no engrasan igual y alavez no se venden igual; cal concentrar os partos y tener tres parideras en dos anyos… Y con tanto cordero chunto, a la fin as diarreras van que vuelan y a sola solución acaba estando recurrir a antibioticos y antiparasitarios.

O caso ye, que tot isto vinió a la mía cabeza porque yo me facié alcordanza de Luis, y m’alcordé de Luis porque priva os antibioticos y l’articlo que yo leyeba tractaba sobre un estudeo que heba contrimostrau que l’uso sistematico d’antibioticos en ganadería no solo creya resistencias, sino que tamién fa puyar a emisión de gases d’efecto hibernadero. Ta contrimostrar-lo, investigadors d’as Universidatz de Colorado y Helsinki administroron un antibitico d’amplo espectro y d’uso común a un grupo de vacas con l’obchectivo de seguir o recorriu de l’antibiotico dende a suya administración en l’animal. O que descubrioron estió que os residuos de l’antibiotico repuyaus en as feces, alteraban a microbiota d’o sistema dichestivo d’os escarabachos piloters, coleopteros esencials pa completar o ciclo d’o carbono y p’amillorar a fertilidat d’os insectos, asinas como pa combatir qualques plagas.

D’atra man, tamién observoron que con l’antibiótico as vacas desprendeban 1,8 veces mas metano (gas d’efecto hibernadero) en as feces. Amás, en una entrevista realizada por a BBC a Tobin Hammer, un d’os responsables d’o estudeo, iste aseguraba que “ye probable que os antibioticos puyen tamién os rans de metano eructau”, que ye a forma prencipal por a quala os remugants eliminan o metano, manimenos, no podioron medir-lo en o suyo estudeo.

[cml_meya_alt itz='1442']vaca bc3[/cml_meya_alt]

A noticia d’a BBC concluiba asegurando que iste feito suposaba un trucazo pa os ganaders, y yo pensaba en Luis, y en Miguel, y en Antonio… Y en tantos y tantos ganaders que administran antibioticos porque solament asinas pueden aconseguir o ran de producción que les exiche o mercau ta poder abastecer-se de toda a cantidat demandada de productos d’orichen animal. Y en realidat, me pensaba yo con a mía ment refuchiada en as montanyas, habría d’estar un truco pa os consumidors, y istes habrían d’estar conscients de l’impacto ambiental d’a virolla, pero ixo, millor, tos lo conto unatro día.

Read More

Antibióticos, ganadería y cambio climático

Artículo publicado originalmente el 18 de julio de 2016 en el Blog de la Red Remedia.

El otro día leí un artículo que hizo que mi mente se teletransportara a un rincón perdido en las montañas que me descubrió Luis. Luis es, probablemente, el último pastor auténtico que queda en los Pirineos. Anda de aquí para allá, echando un ojo a sus cabras, a sus vacas, a sus yeguas, a sus ovejas… Y como las ovejas no entienden de fronteras, también se encarga de controlar de vez en cuando algún que otro rebaño que se escapa del pastor y de los gendarmes. Incluso cuando desfallece algún montañero, por ahí aparece él, para hacerles mascar hierba de pedreguera y reponerse de la hipoglucemia.

Y es único no solo por eso, sino porque es de los pocos pastores que siguen recurriendo al conocimiento tradicional, a los saberes que le enseñó su abuelo, basados en el uso de plantas, para prevenir las enfermedades de su ganado, curarles las heridas y las infecciones, facilitar que entren en celo…

Sin embargo, Luis es un bicho raro en peligro de extinción. Ya no quedan casi pastores, y los pocos que quedan, hace tiempo que cambiaron el aceite de enebro por la enrofloxacina. “Es que tenemos 2000 ovejas en la finca, y 1000 están pariendo. No nos la podemos jugar” me dice Miguel, un extremeño enamorado de sus ovejas y sus burras que también es un bicho raro, porque los jóvenes que deciden ser ganaderos también son, a día de hoy, seres dignos de estudio.

Y claro, en realidad, el problema no es que haya pocos pastores, sino que el problema es que ahora para salir adelante tienes que tener 2000 ovejas y hacer mil papeles; hay que dar a los animales un determinado pienso, porque sino no engrasan igual y entonces no se venden igual; hay que concentrar los partos y tener tres parideras en dos años…Y con tanto cordero junto, al final las diarreas van que vuelan y la única solución acaba siendo recurrir a antibióticos y antiparasitarios.

El caso es, que todo esto vino a mi cabeza porque yo me acordé de Luis, y me acordé de Luis porque evita los antibióticos y el artículo que yo leía trataba sobre un estudio que había demostrado que el uso sistemático de antibióticos en ganadería no solo crea resistencias, sino que también aumenta la emisión de gases de efecto invernadero. Para demostrarlo,investigadores de las Universidades de Colorado y Helsinki administraron un antibiótico de amplio espectro y de uso común a un grupo de vacas con el objetivo de seguir el recorrido del antibiótico desde su administración en el animal. Lo que descubrieron fue que los residuos del antibiótico desechados en las heces, alteraban la microbiota del sistema digestivo de los escarabajos peloteros, coleópteros esenciales para completar el ciclo del carbono y para mejorar la fertilidad de los insectos, así como para combatir algunas plagas.

Por otro lado, también observaron que con el antibiótico las vacas desprendían 1,8 veces más metano (gas de efecto invernadero) en las heces. Además, en una entrevista realizada por la BBC a Tobin Hammer, uno de los responsables del estudio, este aseguraba que “es probable que los antibióticos aumenten también los niveles de metano eructado”, que es la forma principal por la que los rumiantes eliminan el metano, sin embargo, no pudieron medirlo en su estudio.

[cml_media_alt id='1442']vaca bc3[/cml_media_alt]

La noticia de la BBC concluía asegurando que este hallazgo suponía un golpe para los ganaderos, y yo pensaba en Luis, y en Miguel, y en Antonio… Y en tantos y tantos ganaderos que administran antibióticos porque sólo así pueden conseguir el nivel de producción que les exige el mercado para poder abastecerse de toda la cantidad demandada de productos de origen animal. Y en realidad, pensaba yo con mi mente refugiada en las montañas, debería ser un golpe para los consumidores, y estos deberían ser conscientes del impacto ambiental de los alimentos, pero eso, mejor, os lo cuento otro día.

Referencias:

– Hammer, T.J., Fierer, N., Hardwick, B., Simojoki, A., Slade, E., Taponen, J., Viljanen, H., Roslin, T., 2016. Treating cattle with antibiotics affects greenhouse gas emissions, and microbiota in dung and dung beetles. Proceedings of the Royal Society of London B: Biological Sciences 283.doi:10.1098/rspb.2016.0150
– Harrabin, R. (25 Mayo 2016). Cattle drugs could fuel climate change, study suggests. In BBC Science & Environment. Recuperado de http://www.bbc.com/news/science-environment-36368734

Read More

Si o bestiar lanar desapareixese

Si o bestiar lanar desapareisexe, lo ferían con él o medio rural, os nuestros paisaches y a cultura tradicional

[cml_media_alt id='1438']ganadería ovina mallata -ARA[/cml_media_alt]

Read More

Si la ganadería ovina desapareciera…

Si la ganadería ovina desapareciera, lo harían con ella el medio rural, nuestros paisajes y la cultura tradicional.

[cml_media_alt id='1435']ganadería ovina mallata -CAST[/cml_media_alt]

Read More

Por qué ye insostenible a cría industrial de bestiar?

[cml_meya_alt id='1376']Marcha contra a ganadería intensiva en Loporzano.[/cml_meya_alt]

Marcha contra a cría industrial de bestiar en Loporzano.

En abril de 2016 a Plataforma Loporzano Sin Ganadería Intensiva organizó una marcha ta protestar contra a instalación de dos explotacions de porcino en iste municipio oscense. L’actividat, que pretendeba dar a conoixer l’entorno ta concienciar d’a suya alta valor ecolochica, arrocló a mas de trecientas personas y salió en quantos medios de comunicación. O problema d’as torres industrials no ye exclusivo de Loporzano, y en atras zonas d’a provincia de Uesca, como a Canal de Berdún, s’ha aconseguiu, gracias a o ficacio d’a plataforma Stop  Cerdos Canal de Berdún,  que os concellos metan fin, a o menos temporalment, a la proliferación d’explotacions industrials. Manimenos, gran parte d’a chent que vive en as ciudatz, luen d’os problemas d’o campo, no entiende a oposición a iste tipo de producción.

Primero de tot: Qué ye a cría de bestiar industrial?

[cml_meya_alt id='1379']g[/cml_meya_alt]A cría de bestiar industrial ye una forma de producción ganadera muit tecnificada que se mira de producir o maximo en o menor tiempo posible. A ganadería industrial ye una forma de producción intensiva, que se caracteriza por no estar ligada a la tierra, ye dicir, os animals no son pastando sino que se troban en naus baixo unas condicions constants de temperatura, luz y humidat creyadas de traza artificial, cosa por a qual importa igual en qué parte d’o mundo se troben. Amás, se fan servir animals de razas muit seleccionadas, conoixidas como “razas industrials“, isto ye, son animals que s’han seleccionau ta tener elevaus rendimientos en muit poco tiempo, por o qual son propensos a padeixer quantas malotías. A diferencia d’a cría extensiva de bestiar, en a intensiva os animals no interactuan con o medio en o qual se troban, sino que son maquinas dentro d’una industria.

Iste tipo de producción s’expande a escape dau que obtiene elevaus rendimientos en poco tiempo, no le afectan as adversidatz climaticas, y en depender de piensos, no le afectan tant dreitament as malas culles u a falta de pasto como a atros tipos de producción. D’atra man, a cría intensiva chenera productos homocheneos mientras tot l’anyo, cosa que fa mas facil a suya comercialización.

Alavez, qué tien de malo a ganadería industrial?

[cml_meya_alt id='1374']Vecinos de Loporzano protestando contra a ganadería intensiva.[/cml_meya_alt]

Vecins de Loporzano protestando contra a ganadería industrial.

O prencipal motivo por o qual os vecins d’istes municipios s’oposan a la implantación de torres de porcino en o suyo entorno, ye por a contaminación que cheneran. As deyeccions d’istes animals pueden emplegar-se como fertilizants, manimenos, en estar un tipo de cría no ligau a la tierra, no se disposa d’a superficie necesaria ta espardir tantos purines como se cheneran y un exceso d’istes provoca contaminación d’o sulero y d’os aqüifers por abundancia de nitratos (procedents d’as feces d’os focins). Seguntes l’Achencia Catalana de l’Augua (ACA) o 15% d’os municipios catalans tien problemas de suministro d’augua por contener mas de 50 miligramos de nitrato por litro d’augua, limite que a Organización Mundial d’a Salut (OMS) recomienda no superar t’o consumo humano. Ta guarenciar l’abastecimiento d’augua potable a la ciudadanía, o gubierno catalán invierte mas de 6 millons d’euros anuals, asinas que a la fin, a carne de latón, no sale tant barata.

[cml_meya_alt id='1375']Explotación intensiva de cerdos d'engorde.[/cml_meya_alt]

Explotación intensiva de latons d’engorde.

Amás, iste tipo de producción, por as suyas caracteristicas de cría, an se troban muitos animals en poco espacio, y, por tanto, en condicions d’hichiene y de buenpasar deficients, existe una rapida difusión de malotías, motivo por o qual se suministran sistematicament antibioticos y atros farmacos a os animals, antes que no enfermen, como medida de prevención. Tot y que en Europa existe un tiempo minimo d’aspera que ha de pasar dende que l’animal ye tractau dica que va t’o matadero, siempre existe posibilidat que queden residuos y se desemboliquen resistencias. De feito, seguntes datos d’o Centro pa o Control y a Prevención d’as Malotías Infecciosas en EEUU, se calcula que en ixe país unas 23.000 personas mueren a l’anyo y uns dos millons enferman por virus y bacterias que han desembolicau resistencia a os antibioticos, a causa d’un uso excesivo d’os mesmos.

D’atra man, estudeos levaus a cabo en EE. UU. concluyen que iste tipo de torres destruyen o triple de emplegos d’os que se’n cheneran, ya que en estar explotacions muit automatizadas requieren muit poca man d’obra, y os treballos que creya son de pior calidat, precarios y mal remuneraus.

[cml_meya_alt id='1377']Culle de soya.[/cml_meya_alt]

Culle de soya.

Como s’ha comentau, en estar un tipo de cría de bestiar no ligada a la tierra, a suya alimentación ye a base de piensos. Istes piensos se componen prencipalment de tortas de simients oleachinosas (75,6%), constituyidas fundamentalment por soya procedent d’America Latina, an se deforesta a chungla y se desplaza a las comunidatz nativas pa cautivar ista leguminosa. Seguntes l’informe Alimentos Kilometricos realizau por Amigos d’a Tierra, “s’estima que dau o consumo europeu de productos carnicos y a dependencia d’a soya d’o sistema de producción animal, Europa ameneste cada anyo quasi 11 millons d’hectarias cautivadas de soya, un aria equivalent a toda a superficie cultivable d’Alemanya.” Iste informe tamién sinyala que en 2007 s’importoron en Espanya 14,65 megatoneladas de piensos p’a ganadería, un 55% mas que en 1995, que recorrioron 7.901 kilómetros de meya, emitindo 827.651 toneladas de CO2 a l’atmosfera.

A ganadería industrial ye acabando con a cría de bestiar tradicional, muit ligada a la tierra y que contribuye a fixar población en o meyo rural y a mantener o paisache que nos rodea. Seguntes l’Asociación Transuancia y Naturaleza, “cada ovella transuant treslada diariament unas 5.000 simients y abona o terreno con mas de 3 kg de fiemo, y cada vaca aporta 50.000 simients y uns 30 kg de fiemo, a lo largo de bels 20 Km. diarios de recorriu. Por tanto, cada rabanyo d’1.000 ovellas u de 100 vacas transuants dispersa mas de 150 millons de simients y unas 100 toneladas d’abono, a lo largo de mas de 500 kilometros de vals, ríos, laderas, montanyas y mesetas, entre os suyos desplazamientos d’aproximadament un mes caminando por as canyadas.” Por desgracia, iste modelo de cría de bestiar ye en periglo d’extinción, mientras que as explotacions idustrials proliferan.

Y qué puedo fer yo?

Como diz André Pochon, agricultor chubilau, en o documental Ama-me enCARNEcidament, “o consumidor ye l’achent que aboca a maquina ent’a sensatez u ent’a locura. Si o consumidor sigue tolerando qualsiquier coseta, a maquinaria no s’aturará. Pero si refusa iste tipo de producción, os fabricants se veyerán obligaus a adaptar-se a la demanda.” Cambiando os nuestros costumbres de consumo y estando conscients de l’orichen d’os alimentos que minchamos, podemos abocar a maquina ent’a sensatez y a sostenibilidat.

Read More

¿Por qué es insostenible la ganadería industrial?

[cml_media_alt id='1376']Marcha contra la ganadería intensiva en Loporzano.[/cml_media_alt]

Marcha contra la ganadería industrial en Loporzano.

En abril de 2016, la Plataforma Loporzano Sin Ganadería Intensiva organizó una marcha para protestar contra la instalación de dos explotaciones de porcino en este municipio oscense. La actividad, que pretendía dar a conocer el entorno para concienciar de su alto valor ecológico, reunió a más de trescientas personas y salió en varios medios de comunicación. El problema de las macrogranjas, no es exclusivo de Loporzano, y en otras zonas de la provincia de Huesca, como la Canal de Berdún, se ha conseguido, gracias al empeño de la plataforma Stop  Cerdos Canal de Berdún, que los ayuntamientos pongan fin, al menos temporalmente, a la proliferación de este tipo de explotaciones. Sin embargo, gran parte de la gente que vive en las ciudades, lejos de los problemas del campo, no entiende la oposición a este tipo de producción.

Primero de todo: ¿Qué es la ganadería industrial?

[cml_media_alt id='1379']g[/cml_media_alt]La ganadería industrial es un tipo de ganadería intensiva, es una forma de producción ganadera muy tecnificada que busca producir al máximo en el menor tiempo posible. La ganadería intensiva se caracteriza por no estar ligada a la tierra, es decir, los animales no están pastando sino que se encuentran en naves bajo unas condiciones constantes de temperatura, luz y humedad creadas de manera artificial, por lo que no importa en qué parte del mundo se encuentren. Además, se utilizan animales de razas muy seleccionadas, conocidas como “razas industriales“, esto es, son animales que se han seleccionado para tener elevados rendimientos en muy poco tiempo, por lo que son propensos a padecer multitud de enfermedades. A diferencia de la ganadería extensiva, en la industrial los animales no interactúan con el medio en el que se encuentran, sino que son máquinas dentro de una industria.

Este tipo de producción se expande rápidamente dado que obtiene elevados rendimientos en poco tiempo, no le afectan las adversidades climáticas, y al depender de piensos, no le afectan tan directamente las malas cosechas o la falta de pasto como a otros tipos de producción. Por otro lado, la ganadería intensiva genera productos homogéneos durante todo el año, por lo que es más fácil comercializarlos.

Entonces, ¿qué tiene de malo la ganadería industrial?

[cml_media_alt id='1374']Vecinos de Loporzano protestando contra la ganadería intensiva.[/cml_media_alt]

Vecinos de Loporzano protestando contra la ganadería industrial.

El principal motivo por el que los vecinos de estos municipios se oponen a la implantación de granjas de porcino en su entorno, es por la contaminación que generan. Las deyecciones de estos animales pueden emplearse como fertilizantes, sin embargo, al ser un tipo de ganadería no ligado a la tierra, no se dispone de la superficie necesaria para esparcir tantos purines como se generan y un exceso de estos provoca contaminación del suelo y de los acuíferos por abundancia de nitratos (procedentes de las heces de los cerdos). Según la Agencia Catalana del Agua (ACA) el 15% de los municipios catalanes tiene problemas de suministro de agua por contener más de 50 miligramos de nitrato por litro de agua, límite que la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda no superar para el consumo humano. Para garantizar el abastecimiento de agua potable a la ciudadanía, el gobierno catalán invierte más de 6 millones de euros anuales, por lo que al final, la carne de cerdo, no sale tan barata.

[cml_media_alt id='1375']Explotación intensiva de cerdos de engorde.[/cml_media_alt]

Explotación intensiva de cerdos de engorde.

Además, este tipo de producción, por sus características de cría, donde se encuentran muchos animales en poco espacio, y, por tanto, en condiciones de higiene y de bienestar deficientes, existe una rápida difusión de enfermedades, motivo por el que se suministran sistemáticamente antibióticos y otro tipo de fármacos a los animales, antes de que enfermen, como medida de prevención. A pesar de que en Europa existe un tiempo mínimo de espera que tiene que pasar desde que el animal es tratado hasta que va a matadero, siempre existe posibilidad de que queden residuos y se desarrollen resistencias. De hecho, según datos del Centro para el Control y la Prevención de las Enfermedades Infecciosas en EEUU, se calcula que en ese país unas 23.000 personas mueren al año y unos dos millones enferman por virus y bacterias que han desarrollado resistencia a los antibióticos, debido a un uso excesivo de los mismos.

Por otro lado, estudios llevados a cabo en EE. UU. concluyen que este tipo de granjas destruyen el triple de empleos de los que generan, ya que al ser explotaciones muy automatizadas requieren muy poca mano de obra, y los trabajos que crea son de peor calidad, precarios y mal remunerados.

[cml_media_alt id='1377']Cosecha de soja.[/cml_media_alt]

Cosecha de soja.

Como se ha comentado, al ser un tipo de ganadería no ligada a la tierra, su alimentación es en base a piensos. Estos piensos se componen principalmente de tortas de semillas oleaginosas (75,6%), constituídas fundamentalmente por soja procedente de América Latina, donde se deforesta la selva y se desplaza a las comunidades nativas para el cultivo de esta leguminosa. Según el informe Alimentos Kilométricos realizado por Amigos de la Tierra, “se estima que dado el consumo europeo de productos cárnicos y la dependencia de la soja del sistema de producción animal, Europa necesita cada año casi 11 millones de hectáreas cultivadas de soja, un área equivalente a toda la superficie cultivable de Alemania.” Este informe también señala que en 2007 se importaron en España 14,65 megatoneladas de piensos para ganadería, un 55% más que en 1995, que recorrieron 7.901 kilómetros de media, emitiendo 827.651 toneladas de CO2 a la atmósfera.

La ganadería industrial está acabando con la ganadería tradicional, muy ligada a la tierra y que contribuye a fijar población en el medio rural y a mantener el paisaje que nos rodea. Según la Asociación Trashumancia y Naturaleza, “cada oveja trashumante traslada diariamente unas 5.000 semillas y abona el terreno con más de 3 kg de estiércol, y cada vaca aporta 50.000 semillas y unos 30 kg de estiércol, a lo largo de unos 20 Km. diarios de recorrido. Por tanto, cada rebaño de 1.000 ovejas o de 100 vacas trashumantes dispersa más de 150 millones de semillas y unas 100 toneladas de abono, a lo largo de más de 500 kilómetros de valles, ríos, laderas, montañas y mesetas, durante sus desplazamientos de aproximadamente un mes caminando por las cañadas.” Por desgracia, este modelo de ganadería está en peligro de extinción, mientras las explotaciones industriales proliferan.

¿Y qué puedo hacer yo?

Como dice André Pochon, agricultor jubilado, en el documental Ámame enCARNEcidamente, “el consumidor es el agente que inclina la máquina hacia la sensatez o hacia la locura. Si el consumidor sigue tolerando cualquier cosa, la maquinaria no se detendrá. Pero si rechaza este tipo de producción, los fabricantes se verán obligados a adaptarse a la demanda”. Cambiando nuestros hábitos de consumo y siendo conscientes del origen de los alimentos que comemos, podemos inclinar la máquina hacia la sensatez y la sostenibilidad.

Read More

Entrevista en o programa ‘De puertas al campo’

O domingo 3 d’abril, entrevistoron en o programa De puertas al campo, d’Aragón Radio, a la responsable d’iste blog. En o programa se charró de ganadería sostenible y insostenible, y d’os beneficios y impactos de cadaguna t’o medio ambient, amás de buenas practicas en atros países como Bolivia, entre atras cosas. Podetz escuitar a entrevista a partir d’o menuto 45:58 en o siguient enlace u punchando en a imachen.

As ganas de dicir muitas cosetas en poco tiempo levoron a cometer bella error, como dicir “qualques mamiferos, como l’aurón”, an, como totz sabretz, quereba dicir “qualques animals” 😉

Read More

Entrevista en el programa ‘De puertas al campo’

El domingo 3 de abril, entrevistaron en el programa De puertas al campo, de Aragón Radio, a la responsable de este blog. En el programa se habló de ganadería sostenible e insostenible, y de los beneficios e impactos de cada una para el medio ambiente, además de buenas prácticas en otros países como Bolivia, entre otras cosas. Podéis escuchar la entrevista a partir del minuto 45:58 en el siguiente enlace o pinchando en la imagen.

Las ganas de decir muchas cosas en poco tiempo llevaron a cometer algún error, como decir “algunos mamíferos, como el urogallo”, donde, como todos sabréis, quería decir “algunos animales” 😉

Read More

Fendo una gambada por Loporzano sin ganadería intensiva

APlataforma Loporzano SIN ganadería intensiva organiza o domingo 10 d’abril, una gambada por o territorio colindant a la localidat de Loporzano ta dar-lo a conoixer.

L’actividat prencipiará en a Ermita d’o Vinyeu a las 11 d’o maitín, y posteriorment se cruciará a carretera ta recorrer o Camín Natural d’a Plana, que nos levará a Santo Fertús. A excursión continará dica o nuclio d’Ayera, dende an s’endrezará a o conchunto arqueolochico de Piedra Mora.

Mas información en a pachina de Facebook d’a Plataforma Loporzano SIN ganadería intensiva.

Read More
Hola, usamos cookies. :)    Más información
Privacidad